Generalmente se conocen 3 tipos de aguas residuales, domesticas, industriales y urbanas. Las aguas residuales domesticas son aquellas que son generadas en zonas de vivienda y son producidas principalmente por el metabolismo humano, dichas aguas domesticas pueden subdividirse en aguas grises que están compuestas principalmente de las aguas que son generadas en los lavabos y lava lozas de las viviendas y tienen gran contenido de grasas y sustancias jabonosas; y aguas negras corresponden aquellas que contienen desechos orgánicos (inodoros) y materia orgánica. Las aguas industriales son aguas generadas en locales utilizados en actividades comerciales e industriales. Por último, las aguas urbanas, son aquellas que están compuestas por las aguas domésticas, industriales y en poco grado con aguas de escorrentía de origen aluvial.

Pin It on Pinterest

Shares